Samael ¿Quién Fue según la Biblia y su significado?

Samael Quien Fue En La Biblia Significado Y Mas

Citado en manuscritos, proyectos, contenidos escritos, libros sagrados y además en la civilización habitual, Samael es reconocido como el arcángel de la desaparición, una figura que puede obrar bien o mal en relación de la tarea que se le encomendara.

Conozca un poco más que nada lo relacionado con este personaje tan obsoleto y inquietante, leyendo la siguiente información.

👁️‍🗨️ Menú Rápido
  1. ¿Quién fue Samael?
    1. Significado
  2. Samael en la biblia
    1. En las creencias religiosas
  3. Oración a Samael
  4. Como demonio
  5. Tatuajes de Samael

¿Quién fue Samael?

Samael popular además como Smil, Samil o Samiel, era popular como el arcángel de la desaparición, jefe del Quinto Cielo y uno de los siete regentes de todo el mundo.

Tuvo bajo su mando a millones de ángeles en el Séptimo Cielo, Araboth o Geburah, hasta que tomo la decisión de rebelarse contra Dios.

Este arcángel en varias tradiciones, como es la situación de la talmúdica fue considerado un personaje que puede ser bueno y malo. En este escrito hebreo se le tuvo en cuenta el ángel de la almacena de Esaú, patriarca de los pueblos edomitas e hijo más grande de Isaac.

Entonces, a Samael se le tuvo en cuenta el patrono de Edom, localizada en el Levante mediterráneo, al sur de Judea y sureste del mar Muerto.

Quien fue Samael

Significado

Este nombre de origen judío, originalmente significa ceguera de dios o veneno de dios.

Además es popular por otros nombres: Sammael, Smil, Samil o Samiel. En hebreo se escribe: סַמָּאֵל.

Samael en la biblia

Es primordial resaltar que el nombre de Samael es citado solo en manuscritos y contenidos escritos de algunas creencias, mas no se relata en la Biblia.

Precisamente a Samael se le relaciona con Esaú y dicen que es su ángel guardián, no obstante en los contenidos escritos bíblicos su nombre no es citado en las historia de este hijo de Isaac.

Además, aunque en muchas religiones y creencias aseguran que hay un ángel de la desaparición, esta figura no está que se encuentra en la biblia.

Samael en la biblia

El ángel de la desaparición es popular y hasta venerado en diferentes creencias, por ejemplo:

  • Judaísmo, donde es conocido como Samael, Sariel o Azrael
  • Islam llamado Malak Almawt.
  • Hinduismo donde se conoce como Yama o Yamaraj
  • En la civilización o ficción habitual como la parca o la guadaña.

En varias mitologías, es soñado y descrito como una figura esquelética con una capucha y una hoz, una hermosa mujer o un pequeño.

Precisamente, a pesar de que los individuos y datos varíen, la iniciativa primordial es que hay un ser que el instante de la desaparición, sea natural o propiciada por el mismo, llega para llevar el alma de esa persona al planeta de los difuntos.

No obstante, en la Biblia no se enseña, contempla o relata que esta figura en especial permanezca y tenga esa misión.

Los ángeles argumentan al llamado del Señor y siguen sus órdenes como se ha descrito en diferentes versículos de estas sagradas escrituras, no obstante, no se relata a un ángel, en esta situación Samael, que se encargue especialmente de la desaparición.

Varios de los contenidos escritos, libros y escritos donde se relata esta figura son: el Talmud, el Apocalipsis de Moisés, el Testamento de Moisés, etc. 

En las creencias religiosas

Muchas creencias en el planeta aseguran la presencia de este arcángel, mencionándolo en varios de sus contenidos escritos mas destacables. Conozcamos algunas de ellas:

El judaísmo

Considerado un acusador, seductor y destructor, en los contenidos escritos talmúdicos se sugiere que es parte de la hueste celestial y que en algunas ocasiones desempeña trabajos destructivas, como entre otras cosas ser el arcángel de la desaparición.

Los contenidos escritos talmúdicos son esos organizados en una obra popular como Talmud, que se define como una clase de código, civil y espiritual, donde se recogen discusiones y disertaciones de los rabinos referente a leyes, tradiciones, prácticas, narraciones, parábolas y leyendas judías.

Dicen que mientras el arcángel Miguel protegía y defendía a Israel, Samel se encargaba de tentarlos para caer en pecado y esa era una de sus trabajos.

En estas tradiciones este arcángel se encuentra dentro de los servidores de Yahvé y reside en el séptimo cielo, lugar donde están seres de luz particulares, ángeles que gracias a su jerarquía e consideración tienen que estar muy próximos a Jesús y Dios Padre.

No obstante, es citado como uno de los siete arcángeles primordiales del quinto cielo, llamado el refugio porque es donde habitan parte importante de los ángeles, teniendo bajo su comando millones de ellos.

En el Testamento de Moisés un libro que recopila profecías secretas develadas por Moisés a Josué antes de entregarle el mando y liderazgo del pueblo israelita, se sugiere la presencia de Samael y su presencia en el séptimo cielo:

En el último cielo Moisés vio dos ángeles, todos quinientos pasarangas en altura, forjados de cadenas de fuego negro y fuego rojo, los ángeles Af, (Ira) y Hemah (Furia), a quien Dios desarrolló al comienzo de todo el mundo, para realizar su intención.

Moisés se encontraba desasosegado cuando miró hacia ellos, pero Metatrón le abrazó, y ha dicho, «Moisés, Moises, tú eres el preferido de Dios, no temas, y no te asustes», y Moisés se calmó.

Había otro ángel en el séptimo cielo, de diferente fachada de todos los otros, y de aire horrible. Su altura era tan enorme, que habría tomado quinientos años para contemplar una distancia equiparable, y de la corona de su cabeza a las suelas de sus pies se encontraba tachonado de ojos brillantes, a la visión del espectador caía postrado en temor.

Este- ha dicho Metatrón, dirigiéndose a Moisés, – es Samael, que toma el alma del hombre.

¿A dónde va en este momento? – hizo la pregunta Moisés, y Metatrón respondió: A obtener el alma de Job el piadoso.

Por consiguiente, Moisés rezó a Dios en estas palabras: Oh sea tu intención, mi Dios y el Dios de mis padres, no me dejes caer en manos de este ángel. (Ver articulo: Querubines)

En la Sagrada Cábala

La cábala es una especialidad o academia que centra su lección en pensamientos de tipo esotéricos, que manejan paralelamente el el judaísmo jasídico y los esenios.

En la Cábala Samael es descrito como:

  • La gravedad de Dios.
  • El quinto de los arcángeles de todo el mundo de Beri’ah o el segundo de los mundos celestiales en el Árbol de Vida. Se cree que hay 4 mundos.
  • La serpiente que tentó y llevó a Eva al pecado.

Además señalan que se transformó en el consorte de la primera mujer de Adán, Lilith. Se apunta que ella es un demonio desarrollado con Adán, inicialmente para la funcionalidad que llevó a cabo Eva.

Según indican Samael, desarrolló con ella jóvenes demonios, agregado un hijo, Asmodeo (Espada de Samael).

En el Gnósticismo

Se conoce como gnosticismo a las corrientes filosóficas y religiosas que por algunos siglos estuvieron muy similares al cristianismo, para después ser considerado herético o una herejía.

Esta filosofía contempla la iniciativa de que el hombre puede lograr la salvación por medio de el saber profundo e de adentro de lo divino, ya que no basta solo con la fe.

Sus creencias e ideas son dualistas e indican la presencia de un demiurgo, una entidad impulsora del universo.

En el texto de enseñanzas gnósticas popular como el evangelio Apócrifo de Juan, se relata a Samael como el tercer nombre del demiurgo, adjuntado con Yaldabaoth y Saklas.

En este texto su nombre significa el dios ciego y se detalla como una serpiente con cara de león.

Oración a Samael

Cuando nos vamos a los arcángeles debe ser con el más grande respeto y confiados totalmente en que vamos a ser escuchados y ellos traerán a nuestra vida fortaleza, inteligencia, abundancia, custodia y amor.

Varias personas hacen rituales y ofrendas con la intención de ofrecer fuerza a sus plegarias y necesidades. En esta situación hay una oración que facilita pedir sus bondades y bendiciones al arcángel Samael:

Samael, Dios del Rayo.

Samael, Dios del Fuego.

Samael, Dios de la Fuerza,

Oh! Grandiosa encarnación de la Intención Suprema, concédeme que tu infinito poder sea la espada de mi intención, para dividir de mi todo lo inservible y todo lo insignificante que no permita mi fusión consciente con la unidad fundamental de mi vida.

Oh! Tu Glorioso Samael, tu que experimentaste además este penoso tránsito humano, préstame auxilio.

A través de mi castidad y mis buenas proyectos, para que tus poderes reunidos en mí, me den la fortaleza para eliminar toda la predominación malsana y para vencer todos mis defectos, hasta ser digno y con la capacidad de pelear por el triunfo del Espíritu en todos los ordenes.

Oh! Enorme Logos Samael, desciende sobre mí para que mi Espíritu no decaiga nunca en el real propósito de mi vida y mis afectos sean equitativos como la espada de la Justicia Cósmica.

Que de esta forma sea, que de esta forma sea, que de esta forma sea.

Como demonio

Estos contenidos escritos lo hablan de como un arcángel que trabaja según su encomienda lo necesita, sea bien o mal, otros lo han asocia al mal.

No obstante hay algunas asociaciones muy dudosas, que aceptan dudar que en el lapso del tiempo se le atribuyera una identidad equivocada.

Se estima que se probablemente halla confundido a Samael con Azazel, quien en la tradición zoharística es un demonio. De la misma forma la similitud con el nombre de Camael, un arcángel de Dios cuyo concepto es como Dios.

Además se presume que el Baal Shem, el rabino judío que es llamado el principal creador del judaísmo jasídico, y cuyo nombre destina a todos los practicantes del judaísmo que hagan actos milagrosos empleando los nombres ocultos de Dios, invocaba en alguna ocasión a Samael, para hacer sus proyectos.

Por otro lado en varias interpretaciones de la Ascención de Isaias un texto de origen judeo-cristiano, se asocia con la figura de:

  • Malkira, rey del mal, rey de los malvados
  • Malach ra, mensajero del mal, ángel de iniquidad.
  • Belkira, señor del muro.
  • Bechira, el electo del mal o elegido por el mal.

Estos epítetos eran términos con los que se referían al falso profeta enviado por Belial, para inculpar y indicar a Isaías como traidor.

Hay además proyectos midráshicas, que fueron datada de la etapa donde sucedió la propagación del islam, donde Samael es la serpiente en el Génesis, como Satán; se da por hecho que esta obra tiene la posibilidad de tener influencias del Corán.

Hay muchas historias y cuentos donde se asegura que hay la mención o referencia Samael, no obstante, en varios se presume son confusiones o fallos de traducción asociándolo con demonios y en varias oportunidades con otros arcángeles.

Hay algunos creyentes de Samael como demonio y algunos lo piensan como una figura de adoración, llevando a cabo ritos y oraciones para conseguir sus favores.

Tatuajes de Samael

Tomando presente todas la historias y ediciones que hay sobre la presencia de Samael, donde se describen como un ángel sustancial, que después perdió su poder en el cielo al rebelarse contra Dios y se transformó en un demonio, puede ser tatuado de diferentes formas.

Los tatuajes sobre él se resumen a un ángel o un demonio. Como el primero tienden a ser luminosos, llenos de paz y amor, por lo cual se representan por lo general con bastante color y muchas veces acompañados de un nombre o cita en hebreo.

No obstante, cuando se tatúa como demonio, tiende a ser una imagen más dura y con sepa de colores vivos, acompañado de algún símbolo de esta clase de artes oscuras.

Todo es dependiente de la creencia con la que estés implicado, no obstante varias personas como los marineros y pasajeros llevaban ángeles tatuados como custodia, sin siempre formar parte a algún culto.

5/5 - (9 votos)

Sigue leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para mejorar la experiencia de todos los usuarios al navegar por nuestra web. Puedes aceptarlas o leer nuestra Política de Cookies